Deja a tu hijo ser niño un rato más

Queridos papá y mamá:

Hay muchos momentos en los que olvidamos que no hace tanto éramos nosotros los que estábamos ahí abajo, sin importarnos el tiempo perdido, sin preocuparnos por el agua desalojada, sin asustarnos porque el agua se enfriara, o porque nuestros dedos se arrugaran… Éramos niños, y para eso estaban ya papá y mamá.

Recordémoslo. Dejemos que nuestros hijos sean sólo niños. Ya madurarán… No les quedará más remedio.

QUERIDA NIÑA


Érase una vez una niña que empezó a reconocer – que no comprender – la otra parte de la vida… La muerte.

Querida niña, esto de vivir es un regalo. Regálate a todo el que te rodea… Haz de todos ellos un regalo para ti… Y recuerda que vivir es lo más bonito que te puede pasar en esta vida.

¡Vive, querida Cruz, sumérgete en la mayor de las aventuras!

Pdta: y si puedes, no hagas mucho caso: ¡No crezcas del todo!

¿NUNCA? ¿SIEMPRE?

fb_img_1468306283541-1.jpgNunca la besé,
nunca dormí con ella,
nunca siquiera la vi dormir…
Nunca bailé con ella ese baile que tanto deseaba…
Nunca pude decirle a los ojos todo aquello que le escribí…
Nunca pude desnudarla más que con palabras escritas…
Nunca pude entrar en ella de otra manera que no fuera a través de la literatura…

Pero un día…
Un día entré en ella…
Y ya nunca más salí.