NUEVO CUENTO DE LOS PRIMOS: “LA NOCHE QUE LA LUNA SALIÓ TARDE” belén, Pablo 2, Carlos 2, Marina2, Carmen2, Paula, Paco, Álvaro, Cruz, Carla, Lucía

Aquí os dejo el cuento que hicimos el otro día en el coche cuando veníamos de compras. Cuando Carmen o Cruz se ponen pesadas en el coche inventamos una historia. Macu la empieza, y luego todos tenemos que ir siguiéndola como queramos. Nos salio una historia muy divertida de la luna. Y he aprovechado para terminarla, y, de paso, poner el nombre de los primos. Para no repetir nombres solo he puesto un Pablo, un Carlos, una Carmen, y una Marina, pero todos sabéis que hay dos. Bueno, a ver si os gusta.

el cuento en pdf la-noche-que-la-luna-salio-tardeprimos1

LUEGO HABLAN DE RESPETO A LA JUSTICIA

NOTICIA DE EL PAÍS Y EL MUNDO: “La sustitución de Casas, junto con la de otros tres magistrados, está pendiente desde diciembre del acuerdo entre el PSOE y el PP. El fallecimiento del magistrado conservador Roberto García-Calvo ha desnivelado la mayoría del tribunal en favor de los progresistas y, por eso, la continuidad de Casas es clave para el resultado de recursos trascendentes, empezando por el del Estatuto de Cataluña. Frente a la posición del PP, tanto el Gobierno como el PSOE respaldaron ayer a Casas y restaron trascendencia a las conversaciones remitidas al Tribunal Supremo.”

Esta es la noticia. Y luego quieren que la gente crea que la justicia es imparcial. Ante algo tan importante como el Estatuto Catalán (yo estoy a favor de él mientras se mantenga en la línea constitucional, porque tienen el mismo derecho que los madrileños, andaluces, o cualquier otro español a reivindicar lo que les parezca justo) están pendientes de si lo van a aprobar o no dependiendo del color de los jueces.

¡Qué verguenza! Si no empiezan a tomarse ellos la justicia en serio (de la política ni hablo) ¿cómo quieren que nos la tomemos nosotros?

Sí, el PP hizo, hace y hará lo mismo, pero es que yo, quien quiero que haga las cosas bien, pensando en todos, es el gobierno que he votado hace bien poco. A los otros ya los quitamos hace cinco años. Lo que pase ahora no es culpa suya.