EL CÓNSUL DE SODOMA, película sobre Gil de Biedma

Por un decorado que recrea el ambiente del mítico Boccaccio de Barcelona pulula gran parte de la plana mayor de la llamada gauche divine. El poeta Jaime Gil de Biedma, interpretado por Jordi Mollá, es el centro de atención. Con él conversan dos de sus mejores amigos, el novelista Juan Marsé y el editor Carlos Barral. En el local también está Gabriel García Márquez. Y como testigos, un joven columnista de la revista Fotogramas, Enrique Vila-Matas, y una fotógrafa-testigo de aquella época y de aquel grupo excepcional, Colita.

Gil de Biedma, que murió de sida en 1990 y cuya leyenda le pinta como un poeta genial y como un homosexual de una voracidad autodestructiva.

“No creo que su vida sexual fuera autodestructiva sino muy potente, puro centaurismo. Brillante y seductor”, continúa el director, para quien Gil de Biedma está demasiado “protegido” por sus compañeros de generación. “La película está basada en la biografía y también en sus diarios. Es un poeta al que admiro mucho y es una película que hablará de la identidad, del paso del tiempo y de la experiencia amorosa. Él era un hombre que con 30 años ya se sentía viejo. El guión arranca en 1959 y termina en 1988. Va desde la publicación de su primer libro al año que sabe que va a morir de sida. Para mí, Gil de Biedma es un personaje en el que se ve muy bien el paso del tiempo de nuestro país desde un prisma muy singular: antifranquista de izquierdas pero, a la vez, un hombre de la alta burguesía”.

DEJA TU COMENTARIO (bueno o malo)

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .