PREGUNTA SOBRE MÚSICA

En 1980, 3 días antes del asesinato de j. lennon, 3 guitarristas se reunieron en San Francisco para grabar un disco. ¿ QUIENES FUERON?

EL DISCO SE LLAMÓ: “Friday Night in San Francisco”

 

la respuesta en comentarios

 

MARIE LAURENCIN, pintora de mujeres

Marie Laurencin(París, 31 de octubre de 1883 – 8 de junio de 1956) se pasó la vida mirando y pintando mujeres, amando ninfas que querían ser ella y se burlaban un poco de ella. Era tan mujer que sólo otras mujeres pudieran comprenderla. Marie Laurencin no pintaba el amor homosexual ni la costumbre de la mujer, sino una nebulosa nocturna, dulce y sola donde todo era mujer, hasta los caballos, y donde todo era búsqueda tenue y profunda de esa otra mujer vertiginosa en torno a sí misma que hay en toda mujer. Marie Laurencin pintaba con cualquier cosa menos con pinturas. Le servían las pomadas, los maquillajes, las colonias, los polvos para la nariz, esos polvos que matan el brillo repentino de la piel y dejan a la mujer un poco muñeca, como la quería la pintora. La Laurencin pulveriza sus mujeres o las barniza, pero es la única que sabe pintar lo femenino de la mujer, esa cosa que va entre combinaciones, señoritas que posaban en su estudio, vestidas o desnudas, bajo la mirada feminísima y poseedora de Marie Laurencin.

SAHEB, EL CAMARADA (ABDUL KASSEM ISMAEL)

Los historiadores han relatado la admirable historia de Abdul Kassem Ismael (938-995), el sabio gran visir de Persia, y de su biblioteca de 117,000 volúmenes. En sus muchos viajes como guerrero y estadista, jamás se apartó de sus amados libros. Estos eran transportados por 400 camellos, entrenados para caminar en fila, de manera que los libros que llevaban sobre sus lomos se mantuvieran en orden alfabético. Los camelleros bibliotecarios ponían inmediatamente en manos de su amo cualquier libro que éste pidiera. Debido a su trato cordial, Abdul Kassem Ismael fue apodado Saheb, el camarada.

FOTOGRAFÍAS DE MI INFANCIA: MOBY DICK

Aún recuerdo esta fotografía (o dibujo) en aquel libro que tenía en la Librería Rosi. Me encantaba y me aterraba. Era alucinante

UNA DE LAS ESCENAS MÁS CUTRES DE CINE: MEGA SHARK VS GIANT OCTOPUS

Lo reconozco, me la tragué una noche de aburrimiento. La peli es mala la mires pro donde la mires, pero lo peor son los actores ¡Qué horror!