EL RELOJ DE LOS BESOS NO DADOS

cuando estoy contigo la hora es lo de menos. Ahí, en esos momentos, no tacho las horas, ni los minutos, ni los días… Esos me dan igual. Tan solo tacho los besos que no me has dado y que, por ende, no volverás a darme nunca más.

MOCO DE PAVO

El origen de la expresión “moco de pavo”  tiene poco que ver con su uso actual. El diccionario define moco de pavo como “el apéndice carnoso eréctil que el ave tiene sobre el pico”. Pero el dicho proviene de la época en que se usaban los relojes con cadena. Ésta era una provocación para los ladrones, que aprovechaban las aglomeraciones de gente para manotear el reloj y dejar la cadena que lo sujetaba. A las víctimas, llamadas pavos en la jerga marginal, las cadenas –generalmente de escaso valor– les quedaban colgando como el citado moco de la citada ave del orden de las galliformes. Por lo tanto, el moco de pavo, es decir la cadena, era algo de ínfimo valor. De ahí que la negación denote trascendencia. ¿Me entienden? Si no es moco de pavo, en consecuencia, tiene muchísima importancia.
 

SEÑALES

Aún recuerdo nuestra última bronca en casa. Ese día lo decidí. No podía seguir allí un segundo más, y por eso te dejé. Recuerdo tus gritos e insultos manchando la ropa que guardaba en la maleta..
Antes de salir te dije que no quería saber nada más de ti, que no me llamaras siquiera…  ¡Y no me has llamado!
Nunca fuiste muy de fijarte en los detalles…

PINTAS DE CUIDADO: KEITH RICHARDS! (SI YA APUNTABA MANERAS DESDE JOVENCITO)

Este, hoy en día, se llamaría Jonathan.
 
“¿La cosa más rara que he intentado esnifar? Mi padre. Me esnifé a mi padre”, confiesa el rockero en una entrevista que publica este miércoles la revista británica de música juvenil NME y en la que Richards aborda su relación con las drogas.
 
“Él fue incinerado y no pude resistir hacerme un tirito (dosis para esnifar) con él. A mi padre no le habría molestado, no le importaba una mierda“, añade el rockero británico, quien también relata la que él considera su peor experiencia con las drogas.
Su peor experiencia con las drogas
Afirma sentirse disgustado por haber salido de la lista de personajes con más posibilidad de morir en los próximos años
“Fue cuando alguien me puso estricnina en mi droga. Ocurrió en Suiza. Estaba en muy mal estado, pero consciente. Podía escuchar a todo el mundo cómo me decían, señalándome: ‘Está muerto, está muerto’, pero yo pensaba: ‘No estoy muerto”, explica.

CUADRO DE HOY: SANTIAGO RUSIÑOL PRATS

Nació en el seno de una familia de industriales del textil. Se formó en el Centro de acuarelistas de Barcelona y fue discípulo de Tomás Moragas. Viajó a París en 1889, donde vivió en Montmartre junto con Ramón Casas y con Ignacio Zuloaga.

MÚSICA DE MI INFANCIA: ROD STEWART “DO YA THINK I´M SEXY?”

Recuerdo un playback de esta canción en el colegio San Antonio. Me encantó esta canción. Era tan de… ¡mayores!