Pintar su espalda

image

Al despertar a su lado – ella siempre de espaldas – él volvía a sentirse artista. Así, cogía su pincel
y empezaba a dibujar una nueva historia de amor sobre el lienzo de su espalda…
Algunas veces el cuadro cobraba vida, y juntos se bañaban entre pinturas multicolor… Otras no. Pero siempre era un deleite convertir sus dedos en pincel y viajarlos por el paisaje desértico de su espalda.

DEJA TU COMENTARIO (bueno o malo)

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .