HACES VERANO

image

Cuando ella apareció – y se quedó – se prometió a sí mismo no prometerle a ella nada. Ni amor eterno, ni compromisos, ni siquiera reprocidad…
Él solo quiso que el día a día fuera siempre alegre, que día a día sintiera que la quería – así, sin más.
Él sólo quería que ella sintiera que nunca le iba a fallar, que siempre estaría allí para ella.
Él sólo quería que ella supiera que pensar en ella, mirarla, y vivirla, era el mayor de los regalos.
Él sólo le prometió que iría descubriéndole poco a poco, como tienen que descubrirse los tesoros.
Él sólo quería dibujar el mundo para ella, y hacer que ella quisiera recorrerlo a su lado.
Él sólo le prometió que nunca le diría cosas que no sintiera… Que no exageraría, que no mentiría…
Él sólo quería que fuera ella quien le descubriera, y no tener que explicárselo siempre…
Él sólo quería dejar de escribirle un día – solo un día – y plasmar en el papel de su cuerpo todo lo que siempre sentía al imaginarse a su lado…
Él sólo quería que un día ella aceptara bailar con él, le mirara y le sonriera… Y que cuando se marchara de su lado se dijera para sí:
¡¡¡Aquí están pasando cosas!!! ¡Y vaya cosas están pasando!

Anuncios

Un comentario sobre “HACES VERANO

DEJA TU COMENTARIO (bueno o malo)

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s