MIEDO A LAS MUSAS

image

Nunca nadie supo su secreto, aunque muchos lo sospechaban.
¿Cómo se le ocurrían todas aquellas historias?
¿de dónde salía tanta imaginación?
¿cómo sacaba tiempo para inventarlas?
Había dos respuestas claras: su musa y su miedo,
y ambos estaban más que relacionados.
Si él escribía era por amor y por miedo.
El único miedo que tuvo siempre de dejar de escribir
estuvo siempre relacionado con esa extraña mujer.
Él temía que si dejaba de escribirle algún día
ella empezaría a leer a otro… Y todo desaparecería.

2 comentarios

DEJA TU COMENTARIO (bueno o malo)

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .