EL REGALO NO PEDIDO

image

Pido sólo una noche, una nada más. Lo digo en serio, solo una, no quiero más, pero esa única noche me gustaría ser tu único columpio, y que en él te pasearas… Arriba y abajo, adelante y atrás, una vez y otra… Y que estuvieras tan despierta como desnuda toda la noche, balanceándote sobre mí, sin que te bajaras, sin que desearas que me detuviera… Y así, juntos, columpiándonos hasta que nos descubriera el amanecer… O mi marido… O tu mujer…

Un comentario

DEJA TU COMENTARIO (bueno o malo)

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .