¡MALDITA COBARDÍA!

cropped-wpid-20150510_090617.jpgImagina que es un día de Agosto – el que sea – que son las tres de la tarde, que el sol está directo sobre tu cabeza, que el calor es insoportable, que hasta el horizonte sobre el mar tiembla ante tus ojos por el efecto del calor, que las piedras queman hasta el punto de que tienes que estar saltando de un lado a otro,  y que tienes el agua a escasos centímetros, pero que no te puedes bañar porque hay medusas. El agua es transparente, cristalina, y las olas tan pequeñas que apenas son capaces de saltar las piedrecitas del rompeolas… ¡Pero allí siguen esos malditos pelágicos! ¿Te quedarías sin bañarte?

Pues ¿sabes? Eso es justo lo que me pasa con tus labios cada vez que te veo… Ellos son el mar, mi deseo es todo ese calor del día, y mi miedo son todas esas malditas “aguaquajadas” que flotan sobre la superficie.

 

Anuncios

Un pensamiento en “¡MALDITA COBARDÍA!

  1. Bonita comparación.
    Ver el mar tan lindo, sereno, cristalino y tan apetecible a las tres de la tarde, cuando hace una calor que te torras, es tan apetecible tirarse y pegarse un buen chapuzón, si no estuviesen esas malditas medusas que imponen tanto respeto.
    Los labios, la boca y toda la persona enterita puede ser tentativo darle ese beso deseado, pero ya se sabe que si es una fruta prohibida mejor no tocarla.

    Me gusta

DEJA TU COMENTARIO (bueno o malo)

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s