SWEET MEMORIES

image

Aún recuerdo aquella vez que bebí de las copas rosadas que fueron escanciadas en aquella noche de fiesta.
Aún recuerdo cuando pegué mis labios de tu fuente de piedra joven, y oculté mis sudores de medio día de verano caluroso.
Aún recuerdo cuando bebí de esos senos aún dormidos que escanciaban leches con miles de sabores dulces distintos, que solo a mí saciaban.
Aún recuerdo aquella vez en la que reuní todo el valor para enfrentarme a aquel oso que se creía dueño todopoderoso de tu cueva, y que impedía el acercamiento.
Aún recuerdo aquel duelo, con mordiscos, gritos, calores, sudor, sangre y frío, y cómo ese oso fue vencido
y pude hacerme dueño al fin de su madriguera vigilada para dormir en su interior…

Y allí sigo, dormido… Para siempre.

DEJA TU COMENTARIO (bueno o malo)

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .