EL AMOR AL FINAL DEL INSTI


¿Sabes qué es lo único malo de ti, querida Marina? Lo único malo de ti, en caso de haber algo, no es sino tu insultante juventud, y eso tan malo es justo lo que otros muchos tanto te envidiamos, convirtiéndotelo en algo casi bendito.
Ahora, mi querida Marina, piensas que después de vivir una bonita historia de amor como la que has vivido, todo se acaba, que el mundo se para, que nada será igual… ¿A que sí?
Pues que sepas que las tres cosas tienen su parte de verdad, y, como todas, también su dosis de mentira. Es verdad que todo acaba, pero también que todo sigue; No es menos cierto que tu mundo se para, pero también es cierto que se empieza a mover otro; También es verdad que ya nada será igual, pero que sepas que seguirán pasando cosas muy parecidas…
Es verdad que ya no puedes volver a vivir esa historia de amor como un simple sueño, que es como ha sido desde el principio… Es verdad, pero como verdad es que todas las noches amanece, que hay que despertar de los sueños, y que, al hacerlo comprendes la gran verdad de Calderón… Y es que, querida Marina, los sueños sueños son. Eso es lo único “malo” que te pasa: que eres muy joven para entenderlo aún.

Pdta: ojalá tuviera la suerte que tienes tú de tener todos tus sueños por delante. ¡Vívelos!

Dedicado a Mónica

Anuncios

Un comentario en “EL AMOR AL FINAL DEL INSTI

DEJA TU COMENTARIO (bueno o malo)

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s