un paraíso que no es  sino otra forma de infierno

imageEsta noche ha partido un barco lleno de esperanza, fe, sueños, y de ilusiones. En pocas horas ese barco – si sigue a flote – cambiará sueños por pesadillas, ilusiones por desasosiego, y esperanza por temor a morir… Lo único que no perderán es la fe. Seguirán teniendo fe en el imposible… Seguirán teniendo fe en el ser humano.

Ellos se han adentrado en esa aventura arriesgando su vida para encontrar otra mejor. Pobres… No saben que son ciudadanos de un mundo que hemos pintado de ese nuevo color que inventamos para las cosas que no queremos ver: el color invisible.
Ojalá tengan suerte y, al menos, lleguen vivos… Aunque luego entiendan que este paraíso no es  sino otra forma de infierno.

Al menos, si tienen suerte, se encontrarán con unos ángeles vestidos de rojo que les cobijarán con calor y les sacarán de ese infierno… Luego, otros, con traje y corbata, se encargarán de devolverles al infierno del que – según ellos – nunca deberían haber salido.

¡Suerte!

DEJA TU COMENTARIO (bueno o malo)

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s