EL TALENTO NATURAL (Y EL OTRO)

Puede ser una imagen de niños, de pie, bailando e interior

Es cierto que es una suerte nacer con un talento natural, o con un don especial, o como quieras llamarlo… ¿Quién va a negar eso? Pero no es menos cierto que todo – ¡absolutamente todo! – se puede también aprender y trabajar, aunque no dispongas de ese talento natural y nunca llegues a ser uno de los mejores.

Algunos se empeñan en ser siempre los mejores en todo, y son felices así. ¡Ole por ellos! Otros se conforman con hacerlo bien; y ni te imaginas lo felices que son cuando lo intentan, y, sobre todo, cuando lo consiguen. ¡Ole también por ellos!

DEJA TU COMENTARIO (bueno o malo)

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .