ELIGE: ¿CAPITÁN O TORMENTA?

Es verdad que no siempre se puede salir de una tormenta en mar abierto, pero sí es verdad que se consigue casi siempre. Eso sí, nunca lo conseguirás si no tienes un buen capitán al mando; y, por si no lo sabes, el capitán de tu barco sueles ser tú mismo.

Cuando dejas que otro sea el capitán de tu barco puede que salte por la borda, o que se esconda en la bodega, y deje el barco a merced de las olas: por eso es tan importante que seas tú mismo quien gobierne tu barco.

Por cierto, también sueles ser tú mismo el temporal que intenta a veces hundir tu propio barco.

DEJA TU COMENTARIO (bueno o malo)

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .