EL VERSO DE LUNA LUNERA (intento)

Es a tia quien esta noche hablo
Porque eres a quien siempre ver quisiera
Quiero que me ilumines siempre su rostro
En esta cama nuestra, luna lunera.

No hay nada que yo desee
No hay nada que yo más quiera
Por esto te pido de rodillas…
tráemela siempre, luna lunera

Es ella ese jardín de carne
Que nace y crece a su manera
Es  la que  ilumina mis días…
Que no se apague, luna lunera

Eres tú a quien yo más temo
Eres tú la más fuerte marea
Eres luz y eres viento
No la abandones, luna lunera

Eres tú quien me sonríe
Eres tú quien me recrea
Eres tú, todo momentos
Que nadie los borre, luna lunera

No hay nada que me guste tanto
No hay nada que tanto crezca
Como crezco yo a tu lado

Déjame a su lado, luna lunera

Eres tú esa canción que el viento
Con su aire para mí tararea
Diciendo que no hay nada más que ella,
Que siga cantando, luna lunera

Deja que viva y quiera
Deja que sueñe y  que vea
No le dejes nunca a oscuras
Ilumina su dormir, luna lunera.

Y no tienes un solo nombre
Sino tres que viven en mi acera
Porque tres veces sois
Cuida de ellas, luna lunera

Y hazla siempre feliz,
Y que siempre a mi lado la vea
Cuida a mis cuatro rosas abiertas
Cuídalas si yo no estoy, luna lunera.

Cuida siempre de ellas
Cuando yo no las vea
Guarda siempre sus sueños
Cuida de ellas, luna lunera.

CRUZAR EL RÍO

La última vez que salí a tomar una cervecita con mi gente nos paramos en una terracita en una plaza preciosa. Hacía un día estupendo. Los niños jugaban, los mayores hablábamos y tómabamos cañitas tranquilamente.

De pronto apareció un joven-viejo y nos pidió dinero. ¿Cuántos de esos no hay por ahí sin que les prestemos atención? Ya ni les miramos. Ya ni nos dan pena ¡Y eso es una pena! (lo digo por nosotros)

aquí os dejo el intento en pdf………………….Cruzar el río

QUÉ SUERTE LA MÍA (intento)

un nuevo intento que espero que te guste. Léelo y opina

Qué suerte que tienes la tuya
Que alguien te ame así
De esta manera que nadie ve
Pero que alguien … vive.
Qué suerte la tuya
Que te tocan de esta forma
Misteriosa, caótica y sin sentido
Enamorándose de cada momento
Vivido a tu lado junto a ti.

Qué suerte tu dormir
vigilado siempre de cerca
Para que no llegue el malvado…
Ese despertar que acabe con él.
Qué suerte tu respirar
Que lo roban en secreto también
Para que no se pierda en el aire
Y lo guardan para sí.

TODO EN PDF……………..qué suerte la mía

TODO EN WORD………… qué suerte la mía

LA HORA PROMETIDA (intento)

aquí dejo un nuevo intento que he hecho recordando algunas cosas, entre otras, aquellas largas tardes de verano en las que no me dejaban bañarme hasta después de hacer la digestión: hasta las cinco de la tarde.

“…Pero yo desafiaba al sol,
Y a sus ojos quemadores
De pieles hidratadas,
Y cerraba mis ojos imaginando…
Y mientras nadaba bajo tus aguas
Me hacía con tus perlas escondidas,
Con la pureza errante de las piedras sumergidas,
Y me alejaba de todo ruido que no fuera
El provocado por ese mar que me bañaba.
Sí que deseaba bañarme, sí…
Deseaba y deseo aún hoy
Como nunca nada ha sido deseado
Mientras ese mar calmado se burlaba
Con sus ojos cerrados, pero siempre avizores,
Con sus aguas de cristal cortante,
Derramador de tardes veraniegas
Que añoro cada vez que cierro los ojos
Y no estoy frente a él.
Y es que…

siempre era un poco antes…
Nunca eran las cinco de la tarde.
Como pasa ahora……”

TODO COMPLETO……………la hora prometida

EL MAR Y LA ROCA (INTENTO)

AQUÍ OS DEJO UN NUEVO INTENTO:

Al verte desnuda comprendo…

comprendo muchas cosas.

Al verte desnuda comprendo…

Comprendo al fin el sentido de las olas.

Y es que las olas no son

otra cosa que el deseo del mar

De entrar en la tierra,

de penetrar en ella

y abrazarse a las rocas.

Y eso eres tú,

esa roca en el acantilado

Que me enfurece y envilece,

Haciendo más fuerte esa marea

Que me arrastra hasta ti

Y que hace crecer mis olas.

Y quiero romperme en ti……

LEER TODO EN PDF……………………………………. el mar y la roca

CUANDO NADA BUSCABA (INTENTO)

nuevo intento.

Yo no buscaba
Y en ti me fijé
Yo, nada quería
Y así te encontré.
Te encontré cuando apenas buscaba…
Si acaso, unos besos y algunos abrazos
Pero hiciste que mi virgen lienzo
Se inundara con miles de trazos.
Encontré en tu virginidad
Eternas y bellas miradas
Ojos que aún no había mirado
Cuerpos, ni besos, ni nada.
Y me mostraste una hermosa piel
Que aún no había sido dibujada
Y la mimeticé lentamente con la mía
Dejándola por siempre hermanada.
Encontré unos labios carnosos
Que aún no habían compartido
Su jugo, su color y su vida
Todo eso que yo solo vivo.
Y un día acaricié tus manos
Desnudas aún de otro tacto
Que hicieron de mí tu furtivo
Dispuesto de nuevo al asalto.
Después bebí de unos pechos
De los que nadie su néctar probó
Y me supuse en un sueño
Del que nadie ya me despertó.
Y finalmente me encontré entre muslos
Que aún no habían rodeado
Y supe que me alejaba de mí por siempre
Y que mi vida te había entregado.
Y han pasado ya muchos años
de aquel momento en que me hice tu esclavo
sí, han pasado muchos años
pero nunca parece demasiado.
Esa eres tú, una vida después,
Aquella joven alcalina y frágil
Capaz de enamorar y enloquecer
Y de hacer lo difícil más fácil.
Aún te dibujas como esa joven
Que me abrió las puertas esa noche
Metiéndome en un laberinto eterno
Del que nadie ya me desaloje.
Y aún sigues eterna
Y no dejas de mostrarte así
Virgen de recuerdos oscuros
Capaz de hacer de un no un sí.
Y sigues subida a ese árbol
Como esa fruta que tú solo eres
Mientras yo intento alcanzarte siempre
Cobrándome lo que no me debes.
Soy yo quien debiera pagarte
Todo eso que me has entregado
Pero te empeñas en dejarlo estar
Como si no te lo hubiera robado.
Y sigues siendo esa fruta
Carnosa, apetitosa y alcalina
Esa que necesito comer siempre
Esa que me entrega mi vida.
Me gusta tanto tu boca fértil
Aunque sea un beso lo que me niega
Como me gusta tu cuerpo brioso
Cuando de él me deja fuera.
Pero me gusta más tu boca
Cuando es sus labios lo que abre
Y más aún me gusta tu cuerpo
cuando bajo su felpudo deja la llave.
Me gusta cuando me niegas
A pesar de mi insistencia
Que es la que consigue finalmente
Dejar a tu boca en evidencia.
Me gusta compartir tu crepúsculo
Igual que me gusta ver tu alba
Pero más me gusta verte dormida
Y haces de la palabra, calma.
Es tu cuerpo una tumba
Donde se da vida al muerto
El huerto donde nace y crece
Mi alma, mi vida, y mi cuerpo.
Es allí donde las perversas tinieblas
Vencidas son finalmente por la luz
Y es también ese monte sagrado
Donde un día pusieron la cruz.
Veo por todo tu cuerpo
Dibujadas miles de huellas
De mis pisadas que buscan sin éxito
Como viajarte a las estrellas
Son huellas de pisadas desnudas
Dibujadas por mi boca y mis manos
Huellas que se grabaron a fuego lento
Incapacitado para quemarnos
Y capaz fue tu boca – ah, esa boca –
De hacer real el único de mis sueños
Capaz de hacerme pintor
De miles de cuadros sin dueños.
Ha sido también tu hermoso cuerpo
El que me prestó ese primer lienzo
Que pinté sin ojos ni manos
Que no necesito cuando te pienso.
¿Cómo agradecer algún día
Todo lo que debo a tu belleza
Que me hizo sentir artista
Aun sin poseer la menor destreza
Y sí, me siento vivo y artista
Cuando me dejas dormir en tu suelo
Cuando te compartes y entregas
Llevándome hasta tu cielo.
En tu mar, pez me siento
Y en tu cielo me siento ave
Pero artista solo puedo sentirme
Cuando tú me entregas la llave.
Ahora nada me queda
Si acaso este recuerdo que tomo
Ese que no es más que eso
Y por eso lo recuerdo, y lloro.
¿Por qué el amor es capricho?
¿por qué entramos en el juego?
¿por qué no bebimos agua
En lugar de comernos el fuego?
Pero yo te quiero siempre
Siempre te quiero y te deseo
Aunque ya nunca te tengo
Aunque ya nunca te veo.
Y quiero seguir viviendo así
Dominado por ese ansia
Cuando yo era tu Renoir
Cuando tú eras mi Francia.
Y así me siento siempre
Vencedor de esta batalla
Que nació ese mágico dia
Cuando yo nada buscaba

todo en pdf………….