La poesía como cura

Error
El video no existe

Sweet Child ‘O Mine Solo acústico

En línea

Última conexión 23:44

01:32. Silencio. Oscuridad. Una radio a lo lejos.

01:57. Las olas se cuelan por la ventana. Suenan y se mezclan con tu pelo. Tu boca sigue en horario comercial. Tu piel, también sigue dormida… “Abrimos a las 10:00”

02:23 Calor. Añoranza. Emoción. Ganas de llamarte… Muero por que mis labios te despierten.

02:54. Deseos de compartir soledad. Dedos que desean viajar hasta tu lejanísima cercanía. Sudas escalofríos que ansío secar.

03:18 Besos escanciados de agua fresca que mueren en el pozo. Frutas batidas sobre tus senos ocultos. Lunares que brillan al contacto de la silente oscuridad. Muchas ganas de besarte.

04:02 Deseos de que me mires una vez. Duermes. No hay atisbo de tu despertar. Miro tus párpados lacrados… Vibran…

04:44 Esperaré un rato más. Como hice ayer… Merecerá la pena. Lo sé.

05:56 abres los ojos con los primeros destellos de la mañana…

05:57 En línea

¡Por fin!

Hace Verano

Para mí ella fue siempre la ventana con las mejores vistas…

Con suerte hasta podías ver un día de violento levante cuando su ropa te sugería su turgente escote…

El verano es para…

Última conexión

01:32. Silencio. Oscuridad. Una radio a lo lejos.

01:57. Las olas se cuelan por la ventana. Suenan y se mezclan con tu pelo. Tu boca sigue en horario comercial. Tu piel, también sigue dormida… “Abrimos a las 10:00”

02:23 Calor. Añoranza. Emoción. Ganas de llamarte… Muero por que mis labios te despierten.

02:54. Deseos de compartir soledad. Dedos que desean viajar hasta tu lejanísima cercanía. Sudas escalofríos que ansío secar.

03:18 Besos escanciados de agua fresca que mueren en el pozo. Frutas batidas sobre tus senos ocultos. Lunares que brillan al contacto de la silente oscuridad. Muchas ganas de besarte.

04:02 Deseos de que me mires una vez. Duermes. No hay atisbo de tu despertar. Miro tus párpados lacrados… Vibran…

04:44 Esperaré un rato más. Como hice ayer… Merecerá la pena. Lo sé.

Tu Última conexión: 23:47

EL PASEO DE LOS TRISTES (CUADRO DE JAVI RUZ)

El rojo de la Alhambra, el blanco del Albahicín, el verde del Darro, y el azul del mar a lo lejos… Soledad lacrimosa, silencio sepulcral, tristeza sombría, algún susurro y más de un lamento difícil de calmar… El mar – como el paseo- es gual de hermoso, igual de azul, e igual camino al cementerio donde ahora no son sepultados sino donde duermen ahogados…

Y allí, entre la roja Alhambra y el rojo mirador de San Nicolás, aún sigue estando el negro PASEO DE LOS TRISTES…

Varios siglos después ese paseo es más triste aún… Y también más vergonzante.

Cuadro: Javi Ruz

Hagamos el humor

Cosas de Javi Ruz

Había en la mirada de esa triste mujer una Gloria que solo el artista supo dibujar. Por eso tapó su cara… ¡Era ella quien no quería que nadie supiera de sus emociones aún! Era la de ella una Gloria distinta, una Gloria cargada de miedo, una Gloria repleta de esperanza, y una Gloria atiborrada de amor sincero… ¿Verdad, Gloria?

Javi es como su madre… Javi es Ruz.
Esa mujer árabe es como su madre, como su hija, y como todas las madres del mundo: Ella es luz…

Sueños de verano

Los dos estaban en una roca muy alta frente al mar. Se miraron, se quitaron la ropa y se tiraron al agua vestidos tan solo con ropa interior. Nadaron durante horas hasta que salieron a tomar el sol a una pequeña cala. Él la deseaba a muerte. Ella no…

Ella nunca se atrevió a sacarle de su error… Aunque siempre le hubiera apetecido hacerlo.

¿CAMBIAMOS LA HISTORIA?

Cuando nuestros nietos estudien estas fotografías en sus libros de historia sentirán un poco de vergüenza de sus abuelos, que poco hicieron sabiendo que eso estaba pasando…

¡Y no les faltará razón!